La Colombia actual se caracteriza por jóvenes emprendedores, creativos, luchadores y orgullosos de su país, con lo bueno y lo malo. En este contexto las artes creativas son esenciales para el desarrollo cultural y social de una nación en cambio.

Como colombiano he vivido, gozado y sufrido las transformaciones de los últimos 30 años de un país en conflicto, sueño al igual que miles de jóvenes en un futuro próspero y equitativo. Para esto considero que la fotografía debe ser un medio que genere cambios positivos en las personas, en su estilo de vida y en su entorno.

La fotografía nos permite visibilizar, compartir y exponer realidades que se ocultan bajo la normalización de la pobreza, la violencia y la desigualdad estructural de este país..